Kaisa, Kaisa

on

Escribo desde la cabaña que se encuentra en la orilla del mundo
Estoy rodeado de una espléndida vacuidad que se filtra por las ventanas
En mi soledad encuentro el sosiego para enfrentar la vida de nuevo
Cierro mis ojos, me dispongo a disfrutar del silencio…
¿Que es eso? Una sombra pasó sacudiendo la oscuridad
Un sonido congela mis venas, hay alguien en el techo, corriendo, corriendo, corriendo
¡La ventana de nuevo! Alguien está afuera, ahí donde no hay mas que las tumbas del cementerio.

La tímida luz de la vela está por desaparecer en manos de un viento gélido
Un lamento rompe el silencio y dentro de ese lamento, encuentro una canción
Mi corazón palpita tan rápido que no se que hacer, estoy por desmallarme
De pronto una tierna voz me habla, “No tengas miedo”
Su imagen se vuelve parte de la pintura, hermosa como ninguna, piel color de la luna, su cabello brilla como el sol, en mi mente su nombre se repite sin cesar: Kaisa, Kaisa , una y otra vez.

Triste su historia de vida, peor la de su muerte, un alma presente y un cuerpo ausente
Su imagen es desgarradora, pero en cada palabra pronuncia una melodía encantadora
Kaisa, Kaisa, es todo lo que recuerdo en este momento, Kaisa, Kaisa, déjame terminar tu cuento.

Me rehuso a creerlo, pero ahora se que es verdad, me estoy enamorando de un fantasma
Un alma vieja, más que la mía que hace muchas centurias que dejó de contar los años
Lo único que pido antes de que llegue el sol, es que me deje besarla y si es un sueño, entonces que me deje acariciar su cabello antes de despertar
Llegó el momento, me voy a acercar, ella me mira en silencio, flotando ahí en el tiempo.

En sus ojos azules me reflejo contento, Kaisa, Kaisa, este es nuestro momento
Cierro los ojos para dejarme llevar, dos fantasmas que por fin pudieron amar
Antes de probar sus labios llega un viento frío, Kaisa, Kaisa, este no es tu cuento es el mío.

Es la historia de como tontamente me enamoré de la muerte, obviamente nunca logré besar sus labios, con una caricia de sus esqueléticas manos terminé en el fondo de la tumba, entre el olvido y la desgracias del silencio.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s